PROGRAMA DE DESARROLLO RURAL 2014-2020


La Unión de Agricultores, Ganaderos y Silvicultores de la Comunidad de Madrid (UGAMA), denuncia que la Comunidad de Madrid ha dejado de invertir un 25% de los fondos europeos (FEADER) que tenía asignados para el Programa de Desarrollo Rural 2007-2013 (PDR), según datos oficiales.

UGAMA señala que la Comunidad de Madrid se encuentra en la primera posición de la lista de autonomías que menos fondos ha invertido en el medio rural. En dicho programa de desarrollo rural, cuya aplicación finalizó en 2015, el ejecutivo autonómico sólo debía poner una cuarta parte de la inversión total, el resto provenía de fondos europeos y estatales.


  • Imagen relacionadaLa organización agraria y ganadera indica que, según los datos publicados por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente con fecha de 15 de octubre de 2016, el gobierno regional no ha invertido ni un sólo euro de los fondos provenientes del nuevo PDR 2014-2020, si bien tenía previsto para el 2016 un gasto de 17,2 millones de euros. Una gestión lamentable en comparación con comunidades vecinas como Castilla y León, donde ya se ha ejecutado un 70% del gasto previsto para 2016.
  • Medidas como las ayudas a la modernización de explotaciones o la incorporación de jóvenes al sector agrario se encuentran aún sin convocar, sin haber invertido en éstas desde hace más de dos años. Otras ayudas convocadas, pero aún no pagadas como las ayudas a zonas de alta montaña, se han visto reducidas drásticamente al pasar de pagar 120 € a tan sólo 62,5 € por hectárea. La ausencia de inversiones públicas está llevando a muchos pequeños productores de las zonas serranas a una situación límite en sus explotaciones.
  • En las últimas reuniones del Comité de Seguimiento del Programa de Desarrollo Rural de la Comunidad de Madrid, representantes de la Comisión Europea advirtieron del peligro de dejar las inversiones para el último momento y no poder ser ejecutadas.

UGAMA denuncia que  agricultores y ganaderos se sienten abandonados y desprotegidos por un gobierno regional cada vez más ajeno a la realidad del campo, que sólo contempla las zonas rurales de la Comunidad de Madrid como una alternativa de ocio y esparcimiento de fin de semana.

La organización pone de manifiesto que las diferencias sociales entre lo rural y lo urbano seguirán aumentando si no se detiene de forma urgente con inversiones en el sector primario y en infraestructuras acordes con las necesidades reales de los habitantes de zonas rurales.


 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *