La Cejirrubia en Madrid

Un aficionado a la entomología, Kristian Leahy Brajnovic, ha  descubierto una nueva especie de mariposa en la falda de la Sierra de Guadarrama, Comunidad de Madrid.

Se trata de la CejirrubiaCallophrys avisEl descubrimiento es excepcional, pues la cejirrubia se alimenta básicamente de la hoja del madroño, un arbusto emblemático pero muy escaso en la región de Madrid.

El ciclo de vida aparente de esta especie es muy corto; sólo vuela durante 15 días durante los meses de abril y mayo. En ese periodo la hembra pone los huevos y en menos de un mes las orugas entran en fase de crisálida, estado en el que permanecen diez u once meses hasta hasta completar su metamorfosis en nuevas mariposas.

Cejirrubia

Tras el hallazgo, Kristian Leahy se puso en contacto con Juan Carlos Vicente Arranz y Antonio García Carrillo, dos eminentes lepidopterólogos. Los especialistas se mostraron muy sorprendidos: a pesar de no ser la cejirrubia una especie amenazada o en peligro de extinción en la península ibérica (hay muchas poblaciones repartidas por la costa levantina, en Andalucía o Extremadura), nunca se había detectado en Madrid.

Juan Carlos Vicente y Antonio García, autores del libro Mariposas diurnas de la Comunidad de Madrid (Ediciones La Librería, 2009), consideran que la cejirrubia merece ser declarada especie protegida y que la Comunidad de Madrid debería incluirla en su Catálogo Regional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres y de Árboles Singulares. El hecho de que haya sido el primer ejemplar avistado en 200 años de actividad entomológica en Madrid, pone de manifiesto que no abundan en la región, seguramente debido a la escasez de su alimento básico. Un estudio de la Comunidad de Madrid estima que solo quedan unos 200 pies de madroño en la Sierra de Guadarrama.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *