“Somos la Grecia de la región”

Cuando un bebé nace en Fresnedillas de la Oliva ya debe 1.380 euros. Esos son los cálculos del nuevo Ayuntamiento de este josedamianapacible pueblo de 1.545 habitantes en la sierra de Madrid. “[El anterior alcalde y su equipo] Han estado gastando dinero público para su uso privado; inflando contratos o pagando smartphones de gama alta”, denuncia José Damián de la Peña, alcalde del pueblo.

Entró en el Consistorio tras ocho años de gestión de Antonio Reguilón, del Partido Popular; en las pasadas elecciones municipales, Por Fresnedillas (una coalición vecinal sin adscripción política), con cinco concejales, desbancó del poder a los populares (cuatro ediles). “Empezamos a abrir cajones y a encontrarnos impagos, pufos y una visa a cargo del Consistorio con la que el alcalde pagaba de todo”, cuenta José Luis Rodríguez, edil de Hacienda. “Estaba todo tapado, se creía que esto era su cortijo”, añade.

Guirnaldas y banderas decoran la plaza mayor de Fresnedillas. “Estamos en fiestas”, apunta Andrés Rapaport, vecino de la localidad. Es de lo poco que han podido mantener. Fresnedillas no puede pagar la basura, adeuda cinco cuotas a la mancomunidad que lo gestiona; no ha podido abrir su piscina este verano y los vecinos han tenido que encargarse de la limpieza de los parques. “En mes y medio no podremos hacer nada de nada”, resume el alcalde. “Sumándolo todo, debemos 2,2 millones de euros; casi 1.400 euros por habitante”, añade. Su predecesor, el popular Reguilón, considera que se trata de “una persecución”.

La deuda viva —la que se tiene solo con los bancos, controlada por el Banco de España— de Fresnedillas era en diciembre del año pasado de 1,36 millones de euros, el 96,24 % del presupuesto municipal. Seis años antes (el 31 de diciembre de 2008), ascendía a 57.000 euros, según el Ministerio de Economía. “¡Se ha multiplicado por 23!”, exclama el actual responsable de las cuentas. “Es un espanto”, continúa, “se han aprovechado del dinero del pueblo, nos han endeudado ilegalmente y ahora tenemos muy complicado hacer nada; somos la Grecia de la Comunidad de Madrid”.

¿Qué ha pasado para llegar a este punto? “Todo el mundo sabía que el exalcalde tenía una tarjeta a cargo del Ayuntamiento”, contesta De la Peña. “Desconocíamos que con ella había pagado 36.000 euros en comidas por restaurantes de toda España o las ruedas de su Mercedes”, agrega. “Además, se puso un sueldo de 42.000 euros y aprobó pagos al resto de concejales de su partido”. Todo esto lo contó el nuevo gobierno en un pleno extraordinario, “muy movidito”, al que invitaron a todos los vecinos y donde hablaron de despilfarro, sueldos, dietas, teléfonos —“no ha devuelto el iPhone5 que adquirió”— o un local que el Consistorio alquilaba. “Era del alcalde y dicen que se lo vendió a un señor de Rivas, pero mucha gente piensa que sigue siendo suyo”, dice un vecino que prefiere no decir su nombre.

“Es todo mentira”, contesta tajante a las acusaciones el exalcalde Reguilón. “Me he estado dejando el sudor de mi frente por este pueblo”, agrega, y tilda de aquelarre la situación que vive. Mientras tanto, todo el que nazca en Fresnedillas, o se empadrone allí, debe dinero.

FUENTE: EL PAIS

1 comment for ““Somos la Grecia de la región”

  1. Maria de Lurdes Sousa da Gloria Pereira
    27/08/2015 at 6:34 pm

    No es nada que pille de sorpresa a los que hemos sido parte de la oposición, Ya lo anunciábamos en “El Altavoz”. Yo personalmente creo que hay que demandarlos a todos ya que todos son responsables y exigiría la devolución de todo el dinero además de ver el tema de las facturas que se pueden haber “hinchado” en estos ocho años.A ver ahora a quién demanda por injurias y calumnias como lo hizo en su día a Olivia y a mi. No hay duda que al final la verdad sale a flote. Animo al equipo de gobierno que le queda una ardua labor que hacer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *