Un grave incendio destruye parte del Ayuntamiento de Brunete

Las llamas salían por el tejado y el humo se veía a kilómetros de distancia. Un incendio de origen brunetedesconocido y muy voraz destruyó este sábado por la tarde parte del Ayuntamiento de Brunete, además de otras dos viviendas aledañas y un local donde había una instalación municipal.

La fortuna quiso que no hubiera gente en ninguno de los lugares afectados por las llamas, por lo que no hubo que lamentar heridos.Sin embargo, la voracidad de las llamas ha dejado al pueblo sin Salón de Plenos a una semana de la investidura de su alcalde, Borja Gutiérrez (PP), que repetirá legislatura tras lograr la mayoría absoluta.

El fuego, según fuentes de Emergencias 112, se notificó en torno a las 18.50 horas, y el aviso al teléfono de emergencias entró como un incendio en la calle Asunción, 9, que es la de detrás del edificio, cuya fachada da a la Plaza Mayor.

Se envió a 11 dotaciones de Bomberos de la Comunidad, que cuando llegaron se encontraron con un incendio descontrolado que se extendía a toda velocidad por los tejados. En pocos minutos la cubierta del edificio, sujeta por vigas de madera, colapsó sobre el Salón de Plenos y después sobre una de las viviendas, y dejó ambos destrozados.

Ante la imposibilidad de apagarlo fácilmente, los bomberos decidieron confinarlo en la zona que ya se había quemado para que no siguiera propagándose por la plaza. Desde arriba, gracias a las escalas, y con mangueras desde la calle, contuvieron las llamas para que no se extendieran más. A las 22.00 horas seguían trabajando todavía para enfriar las partes calcinadas y vigilar que ningún rescoldo reavivara el fuego. A esa misma hora, además, ya se daban por controladas las llamas.

Desde el Ayuntamiento de Brunete explicaron que no había nadie trabajando en esa parte del Ayuntamiento a esas horas, y que la zona de despachos y oficinas está en otro edificio cercano que no se vio afectado por el incendio, así que en principio no se ha destruido ninguna documentación o material del Ayuntamiento.

El Consistorio ofreció alojamiento al propietario de una de las viviendas quemadas, mientras que en la otra no fue necesario porque se trata de una casa en venta que estaba vacía. La «instalación municipal» que también se quemó, como explicaron desde el Ayuntamiento, en la actualidad no se estaba utilizando, así que tampoco hubo que lamentar daños.

Las únicas víctimas del incendio, según explicaba Víctor Paniagua, autor de la foto y testigo del suceso, fueron las cigüeñas que anidaban en lo alto del edificio, cuyo nido y huevos resultaron calcinados. Se desconocen los motivos del incendio, que ya están investigando los agentes de Policía Judicial de la Guardia Civil y los Bomberos de la Comunidad.

FUENTE: EL MUNDO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *