IU denuncia la exaltación fascista de la alcaldesa popular de Quijorna y exige su dimisión

FUENTE: IU

Ante los actos de exaltación fascista ocurridos en el municipio de Quijorna el último fin de semana de septiembre, con la activa participación de la corporación municipal con la alcaldesa a la cabeza, los cuales incluyeron la cesión de un colegio público para la celebración de una feria de propaganda del fascismo, donde se vendía simbología nazi, así como un acto de apología del golpismo y exaltación de la Guerra Civil, donde personas ataviadas con uniformes y simbología fascista ‘rindieron honores a los caídos por Dios y por España’ con la expresa y activa intervención de la alcaldesa Mercedes García, desde IUCM “exigimos al Partido Popular que repruebe dichos actos y exija la dimisión de la misma”.

José Antonio Moreno, responsable de Memoria de IUCM, ha afirmado que “resulta inaceptable en una sociedad democrática no solo la realización de actos como los expresados sino la mera tolerancia por parte de los poderes píblicos para que puedan ser llevados a cabo: la activa e imprescindible colaboración del Ayuntamiento de Quijorna resulta incompatible con los valores constitucionales e incluso tal actuación de la regidora resulta ilegal a la luz de la propia ley 52/2007 , la cual en su articulo 15 recalca un expreso mandato”.

  1. Las administraciones públicas, en el ejercicio de sus competencias, tomarán las medidas oportunas para la retirada de escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación, personal o colectiva, de la sublevación militar, de la guerra civil y de la represión de la dictadura. Entre estas medidas podrá incluirse la retirada de subvenciones o ayudas públicas.

“Si ya la mera presencia del monolito – una mera piedra de granito con una placa grabada de latón a los caídos por Dios y por España- debería considerarse ilícita a la luz del articulo anterior, máxime la intervención pública de la alcaldesa que refirió textualmente en sus palabras la adhesión a los valores franquistas que justificaron la sublevación de 1936”.

El dirigente de IU ha reclamado al Partido Popular que “exija – al menos a sus cargos públicos- la desvinculación expresa y efectiva de los valores, actos y actitudes franquistas y de planteamientos antidemocráticos e ilegales”. Al mismo tiempo, ha exigido que “por la autoridades educativas de la Comunidad de Madrid se aclare como es posible ceder el espacio de un colegio público – espacio que debe ser de convivencia pacifica y plural para los niños- para la realización de una feria de tales características”.

“La sociedad madrileña, con sus instituciones a la cabeza, debe promover valores democráticos de convivencia donde no caben la exaltación del golpismo ni de comportamientos anticonstitucionales”, ha señalado.

Finalmente, le ha merecido especial mención “la intervención del sacerdote de la localidad que en su sermón a los ‘caídos por Dios y por España’ nos retrotrae a la España en blanco y negro del NO-DO, con continuas menciones a los mártires, a la inspiración divina de su sacrificio y a imitar sus ‘luceros’, claro símbolo de esa iglesia católica aupada y vinculada por y para el franquismo y que restregó a España en un rancio nacional-catolicismo del que aun no se ha querido despegar y del que todavía muchos de sus representantes añoran. Cabria preguntar al Arzobispo de Madrid si la defensa de los valores golpistas que realiza dicho sacerdote es suscrita por la institución católica”, ha concluido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *