El Crack del 29, tema de análisis en el Aula de Humanidades de Guadarrama

El Aula de Humanidades de Guadarrama ofrecerá el próximo martes, 27 de noviembre, una jornada académica abierta al público en la que se analizará el “Crack del 29”, sus consecuencias y características e incluso, su paralelismo con la situación actual.

Una jornada, que comenzará a las 17:00 horas en el auditorio de la Casa de Cultura Alfonso X el Sabio, en la que además de los alumnos del aula podrán participar todos aquellos vecinos y visitantes interesados en conocer las causas de uno de los sucesos más importantes del siglo XIX.

La conferencia será ofrecida por un experto investigador, el profesor Carlos Álvarez Nogal, especialista en Historia Económica, que analizará los procesos que condujeron al crack del 29, cuando la Bolsa de Nueva York vivió el descenso generalizado del precio de los valores cotizados en su parquet, la aparición de la desconfianza, la ruina, el miedo y el pánico.

FUENTE: DIARIO DE LA SIERRA

Una situación que arrastró a la economía norteamericana a una Gran Depresión, con miles de empresas quebradas y millones de trabajadores desempleados. Algo que no fue local sino que se contagió al resto del mundo. El fin de una etapa de alegrías económicas conocida como los “felices veinte” que daba comienzo un periodo de crisis que se arrastró durante gran parte de la década de los treinta.

Circunstancias que hoy no parecen tan lejanas y a través de las que se conocerán las diferentes soluciones puestas en marcha por los distintos gobiernos mundiales como los fascismos, o en el caso de los Estados Unidos de Norteamérica, el plan de recuperación en el que el Estado se convertía en agente necesario de la inversión y la acción social, fue el conocido como New Deal (“Nuevo Trato”) y del que su mentor fue el presidente demócrata Franklin Delano Roosevelt.

Características y consecuencias de un periodo histórico que forma parte del curso iniciado este año en el Aula de Humanidades y destinado a analizar el Siglo XIX. Una centuria que, como explica Jesús Carrasco, coordinador de este proyecto académico, “es tan rica en hitos históricos, algunos de ellos tan contrarios a la razón humana que si no fuera por nuestro inquebrantable compromiso con la Historia, sería mejor olvidar. No obstante, la Historia fue laboratorio ayer y es observatorio hoy. Y es hoy, con el sosiego que da el tiempo transcurrido, cuando es posible el análisis de los actos que llevaron a los hechos que se narran; por eso y con la esperanza de aportar luz, de traer al acervo general lo acontecido y explicarlo, ahora, que vivimos sumidos en los sinsabores de una depresión económica que nos rodea y amenaza con estrangularnos, es ahora, quizá más que en otro momento reciente, cuando conviene traer a la memoria un episodio acontecido en 1929 y que alumbró uno de esos luctuosos episodios que jalonan la pasada centuria: la Gran Depresión. Una situación que embarazó a una sociedad que parecía haber hallado el camino de la felicidad plena, del consumo en masa”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *